top of page

La salud mental en los profesionales de la psicología

Por Teresa de Lucio Tapia


En la actualidad se escucha por todos lados “cuida tu salud mental”, en menos lugares se escucha “cómo hacerlo” y, en otros tantos, se "reflexiona" sobre la importancia de tenerla entre el personal de salud, entre ellos las y los psicologxs. Pero, ¿qué significa salud mental? De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la salud mental es un estado de bienestar en el cual cada individuo desarrolla su potencial, puede afrontar las tensiones de la vida, puede trabajar de forma productiva y fructífera, y puede aportar algo a su comunidad.



La salud mental en los profesionales de la salud se ha vuelto un tabú y si hurgamos un poco, también se encontrarán diversas exigencias, como que el personal médico no se enferme, los especialistas en la alimentación, deben controlar perfectamente su peso y, por supuesto, los y las psicólogas deben ser regulados en cuanto a sus emociones, entre otros. Actualmente, las y los profesionales en psicología se desarrollan en distintas áreas tales como la clínica, la educación, las empresas, hospitales, deporte, justicia, publicidad, y muchas otras; dentro de las cuales afrontan situaciones que los llevan a experimentar diversas emociones.


Experimentar las emociones, a diferencia de lo que se ha pensado, no es sinónimo de un problema grave, ni en los y las psicólogas, ni en otras poblaciones; las emociones tienen una función. ¿Alguna vez te has preguntado para qué te sirve enojarte, preocuparte o entristecerte? Bueno, cada emoción tiene una razón de ser, sin el enojo no podrías identificar lo que no te gusta, poner límites o luchar contra las injusticias, si nunca viniera el miedo entonces tus actividades serían un peligro constante para tu vida, etcétera.



En este caso, es importante destacar que experimentar las emociones no es el tema, porque como se ha mencionado es funcional y adaptativo, sino más bien, la manera en la que se gestionan. La psicología, además basada en evidencia, permite trabajar con diferentes herramientas que consienten el observar, describir y gestionar las emociones de manera óptima, acorde a las metas personales y el bienestar que se busque, sin olvidar que la sencillez para el manejo de las problemáticas, las da la objetividad con la que se mira el problema.


Es común que las y los terapeutas experimenten emociones complejas constantemente, dentro y fuera del consultorio, tanto por sus experiencias personales, como profesionales. Estar expuesto a historias tristes, llantos que suenan en el consultorio, ideación suicida, crisis, desesperanza, depresión, ansiedad, historias de trauma, entre otros, exige más habilidades y capacidad emocional para los y las terapeutas; por lo tanto, cuidar la esfera mental y emocional del personal de psicología es tan importante como cuidar la de sus clientes.


Ante un trabajo desafiante, en donde en ocasiones se redoblan esfuerzos para el alcance de los objetivos de los clientes y la prevención de recaídas, que también vulneran el esquema emocional de las y los psicólogos, es sumamente importante que las y los terapeutas busquen su bienestar emocional, reforzando su motivación y sus capacidades. Pero, ¿cómo cuido mi salud mental siendo terapeuta?

Será básico tomar unos minutos para escuchar las emociones, recordando que cada una tiene una razón de ser y por lo tanto un mensaje.


  • Procura espacios para conectar con tu vida interior o tu espiritualidad.

  • Dormir lo indispensable, realizar actividades físicas y alimentarse balanceadamente son aspectos indispensables para la salud mental y física.

  • Busca espacios de ocio o de recreación, recuerda que ambas actividades, en tiempos programados, son efectivos para el bienestar.

  • Busca una red de apoyo saludable, entre colegas, familiares, sociales, etcétera.

  • Se amable contigo, no olvides que siempre haces lo mejor que puedes, que no estar bien todos los días es natural, aunque seas terapeuta, y que habrá soluciones encaminadas al alcance de la salud mental.

  • Sí, los terapeutas también van a terapia, así que reconocer cuando se requiere ayuda, buscarla y recibirla, será un elemento indispensable en el bienestar emocional.


María Teresa De Lucio Tapia es egresada del Programa de Maestría en psicología de la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM. Diplomada en Dialéctica Conductual (DBT México). Experta en Trastornos de la Personalidad, celos y enojo patológico y forma parte de GoodLife Terapia, si deseas agendar una sesión con ella, escríbenos WhatsApp: 77-14-35-44-21

184 visualizaciones0 comentarios

Commentaires


bottom of page